Kukulcan Capital

Democratizar las finanzas.

ADRIAN BERMUDEZ
CEO de Kukulcan Capital

El sistema financiero global es la industria más poderosa del mundo. Mueve billones de dólares al día, sirve a miles de millones de personas y sostiene una economía global de mas de 100 billones de dólares. Los responsables de la política monetaria y de la regulación de los mercados muchas veces ignoran por completo lo que ocurre. La crisis financiera global de 2008 fue un buen ejemplo. La excesiva especulación, la falta de transparencia y una sensación de complacencia causada por incentivos sesgados impidieron identificar el problema hasta que fue demasiado tarde.

Hoy la realidad no es diferente. En el 2020 se creo más del 30% del total de dólares en circulación… los días de este sistema financiero están contados por que la tecnología blockchain promete hacer de la década próxima un tiempo de grandes cambios.

La industria de los servicios financieros tiene hoy mil problemas: esta anticuada y se basa en una tecnología obsoleta. Es exclusivo y deja a miles de millones de personas sin acceso a mecanismos de financiación básicos. Esta centralizado y es monopolista, lo que refuerza el status quo y asfixia la innovación. El sistema blockchain al ser de código abierto, permite la innovación y la mejora constante basado en el consenso de la red, lo que promete resolver estos y otros problemas.

Democratizar los servicios financieros va mas allá de decir que la mayor parte de la población tiene una cuenta bancaria. Significa que el mayor número de personas puedan contar con acceso a diversas opciones para administrar o mover su dinero. Es empoderar a los consumidores y a las empresas de todos tamaños, que buscan tener acceso a distintas soluciones propias de la era digital.  Significa reducir la brecha salarial y tecnológica. La digitalización representa una ventana al crecimiento económico, la innovación y el bienestar social.